Friday, May 28, 2010

CASOS Y COSAS DE CUBANOS RECIEN SALIDOS DE LA ISLA por Ámbar


Una cubana sabía que en la ciudad donde se asentaba en Canadá no había sistema de metro; sin embargo, le pregunta a su esposo:

-¿Tú no me dijiste que aquí no había metro?

- Cierto, aquí no hay metro, eso es en Toronto.

Entonces la mujer le señala un letrero al marido.

-¿No?, ¿y eso qué es?


Un cubano que no hablaba casi inglés quería comprarle a su esposa una secadora de pelo. Al dirigirse al vendedor le dijo:

-I want a pistol for my wife.

Y le hizo la señal de una pistola en la sien.

El vendedor abrió los ojos y ya iba a llamar a la policía, cuando llegó un dominicano presto a traducir.

-Sorry, he wants a hairdryer for his wife.



Una cubana, asombrada ante el excelente sistema de señalización del tránsito en Canadá, con todas las señales bien colocadas y pintadas, los postes con botones para cruzar las calles, etc., le dice asombrada al esposo:

-¡Verdad que aquí son organizados; anda un pederasta suelto y tienen un aviso en cada esquina!

ambarlorenz2007@hotmail.com

10 comments:

Taoro said...

Ja ja ja muy buenos todos, me han alegrado la mañana.

lola said...

¡Cosas del idioma! y es que hasta en español pasan esas cosas. En España le llaman bollo al panecillo pequeño o a un dulce. Y no sabe el apuro que me da aún cada vez que voy a comprar una frutabomba, le dicen igual que en inglés. :-(

ISOLDA said...

!Ay Ambar! Que manera de reirme, lo del pederasta no tiene desperdicio... Saludos al estimado.

Eufrates del Valle said...

Estimada lola, tiempo sin verla por aca! Cuanto placer!

Las confusiones cuando uno se inserta en una sociedad nueva para uno son para nunca acabar. Mas aun cuando hay que lidiar con otro idioma.

Les hare una anecdota. Le sucedio a Escolastica. Un dia encontro a un vecino en las escaleras; el vecino estaba borracho y le dijo al amigo con que venia (en ingles) que el queria casarse con Escolastica pero no podia, porque ella era casada.

Dos dias despues, Escolastica lo vuelvio a encontrar en la calle y el hombre le dijo:

-Are you mad at me?

Escolastica entendio: "Are you marrying me?"

Y lo puso como una zapato. El vecino me dijo dias despues que los cubanos no tomabamos las cosas muy a pecho. LOL!

Arq: Cheo Malanga said...

Querida Ambar:
Cuando mi hijo llegó a este país con 5 años, su abuela lo llevó por primera vez a un Subway
(cafetería).
Cuando la empleada comenzó a prepararle su Sandwich y le preguntó que queso deseaba para el pan, si Americano, Suizo o Provolone, mi hijo frunció el seño y le respondió:
-No no no, a mi dame queso cubano que yo soy cubano.
Las personas de la fila no se podian sostener en pie de la risa. Finalmente la empleada le regaló el Sub por ser tan buen patriota.

Lazaro Gonzalez said...

jajajajaja, que ocurrencia has tenido. a mi me costo trabajar entender que cuando yo daba las gracias que aqui hay que dar las gracias por todo, era que muchas personas especialmente los hombres me respondia "no problem" y ahi mismo se reviraba el guapo de atares y les decia "if you want a problem with just let me know" y la gente se retiraba inmediatamente convencidos de que yo estaba loco, me costo tiempo entender que era una forma natural que no estaba descrita en los manualitos de ingles que uno se habia leido creyendo que iba a aprender.

Ambar said...

Saludos Lázaro! La protagonista del tercer chiste fui yo...jejeje No sabía que el letrerito de Watch Pedestrians abajo de esas señales! era para que los conductores tuvieran cuidado con los peatones. Para mi Pedestrian era Pederasta. Ay el atraso con el que uno llega de Cuba!...bueno y uno que "se cree que sabe inglés" hasta que te muerde la realidad...sin hablar del slang.

Ambar said...

Gracias a todos los que pasaron y dejaron sus comentarios, y si los hice reír cuánto me alegro!
Las cosas que pasamos los inmigrantes, para reir y para llorar!
Saludos a Taoro, Lola, Isolda, Lázaro y Don Éufrates. La risa es una gran medicina!
Mi estimado Don Cheo, lo que le pasó a su hijo me recuerda el cuento de tu tocayo de apodo, el gran Enrique Arredondo, del hombre que llegó a un restaurante y pidió una tortilla.
El camarero le preguntó:
-Cómo la quiere: a la francesa, a la inglesa o a la española.
-La quiero pá comérmela, no pá hablar con ella.

Happy weekend a todos y prepárense que la semana que viene les traigo algo que van a disfrutar mucho!

Abel said...

ja,ja,ja, me he reido mucho, esto nos sucede a todos,creo yo, es un proceso.Yo tambien he metido la pata no una sino muchas veces!ja,ja,ja.
saludos

Anonymous said...

A la semana de estar aca en Canada, le pregunte a la suegra de micunado si podia llevarme a la peluqueria, y me dice claro lo unico que tienes que regresar sola porque yo te dejo y sigo para el trabajo y m eexplica como era el regreso, bueno pues yo me subi a un bus express imaginate cuando yo vi donde tenia que quedarme y el bus no paraba, yo empece con tremenda griteria al chofer, penso que estaba loca porque mi griteria era en espanol..