Wednesday, March 12, 2008

GRACIE MANSION: RESIDENCIA DE LOS ALCALDES DE NYC


Desde 1942, Gracie Mansion ha sido la residencia oficial de los alcaldes de la Ciudad de New York. Y hasta donde mi conocimiento llega, sólo ha habido una excepción: El actual alcalde Michael R. Bloomberg, el billonario que cobra por su trabajo en la alcaldía $1, como ya he contado, quien se mantiene viviendo en su exquisito townhouse del Midtown de Manhattan.

La historia de esta residencia comenzó en 1798, cuando el escocés Archibald Gracie compró una propiedad en Horn’s Hook, en los alrededores de la que hoy día es la calle 88 del este, a la orilla del East River, y allí construyó su casa de verano, a la cual nombró Gracie Mansion.



El trabajo totalmente de madera de esta casa se le atribuye al carpintero Ezra Weeks; se sabe que su construcción empezó en 1799 y se supone que quedó concluida en 1804. Su propietario, Archibald Gracie, lo consideró un refugio bucólico para descansar del mundanal ruído de la Ciudad y alejarse de los brotes de epidemias que proliferaban en la urbe. Entre sus invitados a Gracie Mansion estuvieron Washington Irving y el Marqués de Lafayette.

Sin embargo, Gracie sufrió severas dificultades financieras durante las Guerras Napoleónicas, llevándolo posteriormente a la ruina y por tanto, a la venta de su residencia veraniega en 1823.




Por otra parte, el vecindario continuaba urbanizándose gradualmente y en 1853 la tierra adyacente a la casa fue subdividida en lotes. El terreno que rodeaba la mansión fue destinado como parque público, aunque la vivienda siguió siendo residencia privada hasta que pasó a manos del Departamento de Parques de la Ciudad, institución que la usó esporádicamente hasta 1923.

Un año después, Gracie Mansion fue abierta al público como Museo de la Ciudad de New York. Ocho años más tarde el mismo se mudó del área y la residencia fue restaurada; en 1936 fungió nuevamente como museo.

El Comisionado de Parques de la Ciudad de ese entonces, Robert Moses, trabajó arduamente para que la célebre casa se convirtiera en residencia oficial de cada alcalde que tuviera New York. En 1942, Fiorello H. La Guardia fue el primer alcalde en habitarla, amueblándola con un estilo federal.




Nadie impide visitar los alrededores de esta pieza arquitectónica ubicada en la Avenida East End y la Calle 88. Nadie le detiene en su corto bogeo por el lado sur de Gracie Mansion, hasta finalizar en el malecón del parque contiguo, en aquellos mismos terrenos que pertenecieron a Archibald Gracie. La semana pasada tomé todas estas fotos, sin que ningún guardián me hiciera preguntas o me pusiera limitaciones.

Los vecinos de esta zona del Upper East Side la bordean diariamente para hacer jogging, pasear a los bebés, sacar a sus perros o leer el periódico. Mañana culmino esta historia, cuando les muestre el Carl Schurz Park, uno de los secretos mejor guardados entre los neoyorquinos, justo al lado de Gracie Masion.



AVISO: No se pierdan en el blog de La Gude “Estudio de una femme fatal”.

6 comments:

TAORO said...

Interesantisimo Eufrates, por eso este blog es "diferente", un oasis de cultura en este extenso y agobiante desierto de temas politicos. Gracias.
Imagino entonces que el nombre del Aeropuerto La Guardia sea en honor al alcalde Fiorello La Guardia.

Eufrates del Valle said...

Gracias, Taoro, ojala pudiera dedicarme fulltime a El Imparcial Digital.

Mira, pue si, LaGuardia presidio la construccion de ese aeropuerto, que fue el primer aeropuerto municipal de la ciudad. En un post que hice el ano pasado di como un pequeno resumen sobre los alcaldes de NYC. Busca el post en el archivo, a la derecha, en el mes de diciembre. Trate de poner el link pero no me lo permite, no se por que...

Saludos, y gracias nuevamente.

GeNeRaCiOn AsErE said...

Esto va de cabezas para pasa la voz. Es un trabajo interesante sobre NYC, que puede develar a muchos de nosotros, detalles interesantes sobre los edificios públicos que son parte de la historia de la gran manzana, de esa mágica ciudad que presume de ser la capital del mundo.
Uno agradece muchísimo post como estos.
Abrazos, tony.

Eufrates del Valle said...

Gracias tony; se me ha olvidado decirte que puedes tomar todos los post que desees de El Imparcial para tu idea de la guia turistica de las ciudades... aseres, esta es su casa tambien!

Karamchand said...

Saludos, te comento la aparición de un blog muy interesante e importante,: http://desdecuba.com/potro/. K.

Aguaya Berlín said...

El lugar parece muy tranquilo. Y la casona más sobria no puede ser. Sin embargo, el que sea de madera me recuerda el cuento de los tres cochinitos y el lobo... con el primer airecito se tambalea? ;)

Un abrazo desde Berlín!